Susana y Daniel posan ante uno de los murales de Blu | Gustavo Rivas | lavozdegalicia.es

En un lateral de uno de los edificios que forman el barrio de Kreuzberg, en Berlín, hay un mural de Blu, un pintor urbano de Bolonia. Cerca, muy cerca, vive Susana Villares. Es arquitecta, de Santiago. Llegó a la capital alemana en el 2007 para una estancia de seis meses y se quedó. Un año después, por casualidad, encontró en la misma capital a Daniel Harth. Ambos habían estudiado juntos en la Escuela de Arquitectura de A Coruña y, aunque Daniel no es gallego, vivió durante once años en la ciudad. Ahora, reencontrados en Berlín, charlan sobre las oportunidades que da Alemania.

Porque, como apuntan, están ahí porque quieren, no porque les haya obligado el nuevo contexto económico. De todas formas, reconocen que aquí la vivienda es todavía relativamente barata y el nivel de vida aceptable (la media de los sueldos en Berlín ronda los 1.300 euros incluyendo a trabajadores y parados). ¿Cuánto puede ganar un arquitecto? Es muy difícil hacer medias, depende de los años de experiencia, el nivel de alemán, el tipo de trabajo…

[…]

+ artículo publicado en lavozdegalicia.es